DESAFÍO MIQUEAS es un esfuerzo mundial, desde la iglesia evangélica, para levantar una voz potente y profética, a favor de y con los y las pobres; y reta a los y las líderes del mundo a alcanzar los Objetivos del Desarrollo para el Milenio, ¡y así reducir a la mitad la pobreza mundial para el año 2015!