Noticias

Paz y Esperanza Colombia enfrenta la emergencia sanitaria

Ubicada en la ciudad de Bello, la vereda Granizal es el segundo asentamiento de población desplazada más grande de Colombia. En el habitan aproximadamente 25.000 personas, la mayoría víctimas del conflicto armado. A esto se suma la llegada progresiva de familias migrantes procedentes de Venezuela.

Sus habitantes viven en condiciones de exclusión y extrema pobreza. Carecen de agua potable, saneamiento básico, viviendas adecuadas, empleo formal y dificultades de acceso a servicios sociales como la salud y la educación. A pesar de su situación de desplazamiento, viven una revictimización permanente.

En este lugar, Paz y Esperanza Colombia trabaja de la mano con iglesias, organizaciones y comunidad para eliminar diferentes formas de violencia que afectan especialmente a las mujeres y los niños y niñas.

Durante la contingencia sanitaria y económica generada por el virus COVID-19 y el aislamiento social obligatorio decretado por el gobierno nacional para prevenir su propagación, Paz y Esperanza Colombia esta acompañando a la comunidad de Granizal mediante la entrega de víveres y atención psicosocial a familias venezolanas y colombianas que carecen de los recursos necesarios para subsistir en esta crisis.

Read English Version

Post a comment